Se expusieron en la mesa y fueron determinantes: después de tres horas de reunión, el presidente Alberto Fernández; el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el jefe de gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, coincidieron en que por el aumento de contagios en el área metropolitana no hay margen para flexibilizar la cuarentena.

 La prioridad estará puesta en el control de los barrios vulnerables y el transporte público,Una de las medidas es que se anunciarán mañana la movilidad urbana e interurbana, donde hubo coincidencia entre las tres administraciones.

"Es inocultable que hubo un aumento de los casos. La idea es trabajar coordinados. En todos los países del mundo cuando crecen los contagios se restringe más la circulación, no es un problema político es epidemiológico,el aislamiento es la política más efectiva contra el coronavirus, y en este contexto de aumento del contagio no sería lógico pensar en una flexibilización", aseguró el mandatario provincial

Eso puso de manifiesto que en la Capital y los 40 distritos que la rodean la tasa de duplicación de casos tiene un ritmo sensiblemente superior al del resto del territorio nacional y que por ello el estado de cuarentena se prorrogará. El Presidente anunciará, posiblemente el sábado, la extensión del aislamiento hasta el 8 de junio.

La reunión, a la que convocó el jefe del Estado, tuvo por objetivo unificar criterios quienes lo acompañaron fueron, el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el ministro de Transporte, Mario Meoni; la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti; mientras que junto a Rodríguez Larreta estuvieron Santilli; el ministro de Salud, Fernán Quiroz, y el secretario de Transporte, Juan José Méndez, y por el lado de provincia asistieron el ministro coordinador, Carlos Bianco; el ministro de Salud, Daniel Gollán, y el subsecretario de Infraestructura, Alejo Supply.

De esta manera el Presidente logro unir y bajar los decibeles de la puja CABA-provincia de Buenos Aires.

Pin It

Más Leído

Fabiana-Benit
Sindicato Trabajadores